La soberanía de una nación, es uno de los elementos más importantes siempre, porque en ella se solidifica la identidad de los pueblos. Es por eso que el 25 de mayo se celebra como uno de los días festivos de Argentina, ya que en esta fecha, pero de 1810, en la Plaza de la Victoria, hoy llamada la Plaza de Mayo, el pueblo argentino, impone la voluntad de tener una Junta Provisoria Gubernativa del Rio de la Plata al Cabildo, esta es conocida como Primera Junta y marca el proceso revolucionario que trae consigo la independencia de Argentinael 9 de julio de 1816.

Esta festividad es una conmemoración de la constitución de un primer gobierno dentro del proceso de independencia nacional iniciado en la Revolución de Mayo. Es uno de esos momentos importantes en la historia de Argentina, un momento de iniciación revolucionaria que tenía como fin la constitución de  la nación soberana y que se celebra en la actualidad como uno de los días feriados en Argentina.

La historia narra que este día, el 25 de mayo de 1810 amaneció lloviendo y con frío, todo lo contrario al espíritu cálido que los vecinos y milicianos poseían por la acción que estaban acometiendo con Domingo French y Antonio Beruti al frente. A pesar de que los contrarios estaban infiltrados en la muchedumbre, como los hombres de French y Beruti llevaban un distintivo en el pecho, la acción aconteció sin problemas graves, aunque las voces de los participantes se escuchaban enardecidas en la muchedumbre.

En la actualidad esta es una de las fechas patrias y uno de los días festivos de Argentina, es un día de significación nacional que se celebra con mítines, desfiles, discursos y muchas otras acciones importantes. Las banderas inundan las calles en un oleaje de colores y sentimientos que hacen de esta fecha un lugar primordial en la historia de los argentinos.